Abogado familia joven asesinada Emely Peguero si están de acuerdo recurrirá decisión

José Hoepelman, abogado de la familia de la joven asesinada en estado de gestación, Emely Peguero, manifestó este jueves que solo le queda esperar el mandato de los parientes para continuar el proceso contra la sentencia de la Corte de Apelación de la provincia Duarte en la Suprema Corte de Justicia (SCJ).
Resultado de imagen para fotos de Andres HopelmanRecordó, durante una llamada al Gobierno de la Tarde, que el Ministerio Público ha informado que recurrirá mediante casación la sentencia que reduce la condena de cinco a dos años a Marlin Martínez.
Dijo que hay que entender que ellos (Familia de Emely ) tienen dos años luchando con este proceso, pero que, habrá que ver si tienen voluntad de seguir luchando con un sistema que parece a todas luces favorecer más a los criminales que a las víctimas.
Indicó que el actual Código Penal genera poca sostenibilidad del pensamiento jurídico en el tiempo, es decir, que la realidad social de hoy en comparación con texto legales que rigen las materias penales no es la misma que cuando lo redactaron los legisladores napoleónicos.
Argumentó, en tal sentido, que eso da pie a unas interpretaciones simplistas sobre los textos que allí se encuentran  (Código Penal ) que dan paso a inseguridad jurídica.
En ese orden, precisó que se ha discutido en el proceso del caso de Emely Peguero, que a Marlin Martínez se le ha establecido una condena por ocultamiento de cadáver, sin embargo, en el país, con casos igualmente reprochables que el que ella cometió ha habido condenas de 20 años por complicidad y ocultamiento, para fortalecer la voluntad de la autoridad.
El jurista puso como ejemplo que en el caso de la abogada Paola Languasco, las dos personas a las que le pagó  Ambiorix Nepomuceno, fueron condenados a 20 años por haberse sumado al plan criminal.
Apuntó que esa decisión, al igual que otras más que establecen esos tipos de complicidades aún posteriores a la comisión del hecho, fueron dada por la justicia dominicana.
Puntualizó que en el proceso de Emely Peguero se prefiere tener una interpretación meramente positiva al texto irrestricto de la ley y se favorece con una decisión que no solamente él  cuestiona, sino una gran parte de la sociedad.
Dijo que el país lleva 20 años esperando un nuevo Código Penal que cierre las puertas a esas interpretaciones simplistas y que dé mayor garantía de respeto de derecho de la República Dominicana.
Debilidad del expediente
José Hoepelman expuso que para todos es sabido que existe un Estado pobre, y como consecuencia de eso las instituciones son iguales: “No podemos esperar trabajos perfectos de personas que no somos”.
Sin embargo, señaló que en procesos de menores relevancias, menos sustentados, con pruebas menos vinculantes y  directas, los tribunales a diario condenan y sustentan en base a lo que se le presenta.
Agregó que en algunos casos como el de Emely Peguero, para la defensa nunca es suficiente la prueba presentada al acusador.
Aseguró que ante el tribunal se presentaron pruebas de todo tipo, y que los juzgadores decidieron apoyarse en las que más convenían para su teoría.
En ese caso, puntualizó que habiendo salido del Código de Procedimiento Criminal donde las decisiones se sustentaban en la íntima condición del juzgador, hoy en día, después de la modificación del Código Procesal Penal, eso no ha desaparecido del todo, ya que la decisiones se toman en base a la máxima de la lógica.

Comentarios