Toque de queda; la sanción es mayor que la infracción

 Yo pregunto:

 

¿La sanción puede ser mayor que la infracción?

La policía tiene todo el derecho de detener a quienes transiten sin los debidos protocolos: mascarillas, guantes, tomando bebidas, apretujamientos de personas y sin el distanciamiento requerido, que es lo que son los protocolos sugeridos por la Organización Mundial de la Salud.

 Ahora bien, si en los países desarrollados no están aplicando esos mecanismos obsoletos, anticuados, anacrónicos y salvajes, donde la población lo ves con un componente económico a beneficio no se sabes de quién; donde se infiere que los apresamientos y detenciones se han convertido en un mecanismo de recaudación pública en medio de una Pandemia, en medio de una crisis económica, en medio de un aumento de la mortalidad, del contagio, y de la transición con cancelaciones masivas como la que vive el país y por lo que vemos, según dicen expertos en economía, lo que viene a partir de enero no será nada fácil, podría ser una hecatombe ¡Ojalas y así no ocurra!

 Eso, por un lado, en otro orden, no sería mejor establecer un mecanismo de detención en lugares amplios donde también se observé el distanciamiento, lugares espaciosos como los Estadios o anfiteatros, lo cual existe en todo el país y no encerrar a los ciudadanos en celdas que lejos de controlar el Covi-19 sería aumentar por el simple hecho de aplicar una sanción mayor a la infracción cometida, convirtiendo así, las cárcel de detención en Centros de Trituración de Carne Humana. Llevan los detenidos que se contagian en las celdas policiales, como está ocurriendo, de la policía a los hospitales.

Lo cierto es que, de continuar así, vamos de mal en peor, los policías hastiados hasta el cansancio que ya no pueden más y, en medio de la presión que se vive en la institución nos conlleva a decir qué una cosa son las medidas preventivas, apoyada en un anacronismo constitucional, y otras cosas son las medidas arbitrarias o extremas, implementadas por una autoridad que no sabes tal vez, lo que es el respeto a los derechos humanos.

 Pregunto una y otra vez más, con respecto a estos métodos: ¿Se respeta el derecho a la Salud? ¿Se respeta el derecho a la vida? ¿Se está controlando la expansión del virus? ¿Nuestros cuerpos armados están académicas y psicológicamente preparados para tratar a la población con una correcta metodología o el Estado y sus autoridades han implementado un Plan para ello?

 Lo cierto es, qué con los métodos que aplican que a todas luces podrán ser "legales" las comillas son mías, pero no creo sean humanos ni tampoco sean justo y atendiendo a que la justicia es la mejor de las virtudes humanas, se hace necesario que nos pongamos a la par de otras ciudades y países del mundo en desarrollo, quienes ya están aplicando otros mecanismos de control sin incurrir en los exceso que a leguas estamos mirando en la Republica Dominicana, de lo contrario preparemosnó para que lejos de detener el contagio; ir cada día en aumento por la ausencia de mecanismo correcto de aplicación que sólo van en menoscabo de la salud física y mental no sólo de la población civil, sino también de nuestros cuerpos armados llamado "Policía Nacional "las comillas también son mías.


 Policía significa Orden, Seguridad de los ciudadanos y cumplimiento de las leyes; esas detenciones no generan un orden, otra cosa Sí…, esas detenciones no son ejemplo de seguridad a la salud y control de la Pandemia y finalmente, esa disposición legal en que se apoya no es más que un mecanismo de represión, que nos conlleva a decir: Las leyes injustas tienen dos consecuencias Una: Son pocas duraderas y, Dos: Desembocan en una explosión social. Es ahí la necesidad urgente del gobierno y sus autoridades, de buscar otro mecanismo que humanice, prevenga y controle más aún el cumplimiento más efectivo y eficaz de las medidas a aplicarse.

 Por Leandro Ortiz de la Rosa.

 
El autor es abogado y Periodista; profesor de la Universidad Central del Este y la Universidad Uniremhos

Comentarios